Cómo criar mujeres seguras de sí mismas

 

Educar a las niñas es educar a una nación. Se desata un efecto dominó que cambia el mundo, sin lugar a dudas para mejor.  -Irina Bokova, Directora General de la UNESCO

“Es mucho más fácil hacer hijos fuertes que reparar adultos rotos, es una frase fuerte, pero que dice muchísimo”,

Cuando dejamos la niñez y entramos a la adolescencia es sin duda una de las etapas más difíciles para todos, pero, ¿Porqué es aquí donde nuestros miedos se apoderan de nosotras? ¿Por qué las inseguridades no me permiten avanzar? ¿Porqué permito que mi novio me maltrate?

Estas son solo algunas preguntas que muchas jóvenes se cuestionan cuando entran a la adolescencia, pero, ¿Qué pasa cuando llegamos a la edad adulta? Si todos nuestros miedos de la infancia se fueron convirtiendo en inseguridades, ¿Qué pasa cuando eres una mujer adulta y esas inseguridades se vuelven lastres que no te permiten avanzar?

Hoy te daré algunos consejos que pueden funcionar para aplicar en la crianza de tus hijas, recuerda que niños felices, adultos exitosos.

No debe ser la princesa de papá

Si un padre trata a su hija como una delicada princesa, lo único que está haciendo es enviar un mensaje equivocado al inconsiente de la pequeña, ella crecerá como una niña que es incapaz de ser autosuficiente, incapaz de tener iniciativa, incapaz de tener una buena autoestima, incapaz de ser empoderada. Cuando esa niña se convierta en una mujer, es probable que busque incansablemente a su príncipe azul, y esto le traerá muchas lágrimas y decepciones en su vida adulta.

 

Enséñale a amarse a sí misma

Hoy en día existe mucha información equivocada sobre lo que debe ser la belleza, diferentes marcas y empresas han creado un estereotipo de belleza que debe ser erradicado, y para eso es importante empezar en casa, refuérzale que la belleza es relativa, enséñale a amar y respetar cada parte de su cuerpo, todos somos únicos y especiales, nadie es mejor que otro y todos tenemos las mismas capacidades.

Enséñale a tener poder de decisión

Las niñas se visten de rosa y los niños de azul, no, cada ser debe tener la oportunidad de elección, si a tu hija le gusta vestir de azul, dale la oportunidad de hacerlo, si prefiere jugar pelota que jugar con muñecas, dale la oportunidad de hacerlo, ella es libre de decidir lo que le gusta y lo que no, eso le dará mucha seguridad ahora y siempre.

Tu hija debe tener responsabilidades que le permitan desarrollar experiencia en distintas situaciones y que la preparen para lidiar con los contratiempos y la frustración. Esto la ayudará a convertirse en una niña y una mujer libre, que puede y sabe tomar decisiones por sí misma.

Motívala a alcanzar sus sueños

Ayuda a tu hija a identificar qué es lo que la motiva y cuando lo haga, bríndale herramientas que le permitan alcanzar esos sueños.

Apóyala en todo momento para continuar y concluir sus estudios. Una niña con estudios es una niña con poder que se convertirá en un ser pleno y generoso, capaz de retribuir a su comunidad.

La educación disminuye las probabilidades de sufrir violencia, casarse a temprana edad o convertirse en madre siendo apenas una niña.

Enséñale a mostrar sus sentimientos sin miedo

Enseña a tu hija el valor de tener un criterio propio. Fomenta su participación en la toma de decisiones de ciertos aspectos de la casa como el nuevo color para las paredes. Platica con ella, exhórtala a expresar sus ideas y escúchala cuando lo haga.

Llorar no te hace débil, estar triste no te hará vulnerable, enojarse no es malo si se tiene un motivo, y ser feliz, debe ser un sentimiento digno de compartir, enséñale con el ejemplo que la felicidad es un sentimiento que debe contagiarse a los demás.

Como ves, criar una niña segura de sí misma es criar una niña feliz y una futura mujer plena que contribuirá en la creación de un mundo mejor, uno en el que mujeres y hombres tengan las mismas oportunidades para dar lo mejor de sí.

 

Leave Your Reply