Carriola o canguro…

 

Viajar hasta con el molcajete ya no es opción cuando eres mamá, antes podías darte el lujo de llevar en tu maleta cuanto se cruzara por tu camino, pero ahora es un poco distinto.

Cuando eres mamá primeriza inviertes tiempo y dinero en cosas que solo te sirven para adquirir experiencia con tu próximo hijo. Hoy por hoy y después de mi segundo bebe, puedo decirte en donde sí y en donde no viajar con carriola o canguro.

Las carriolas son muy practicas para transportar a tu hijo, las hay de diferentes estilos, tamaños y funcionalidades, te sugiero eches un vistazo a estos tips si es que piensas viajar por el interior de la republica mexicana.

San Miguel de Allende

San Miguel es uno de los pueblos mágicos de nuestro bello país, aun después de tantos años sigue conservando la arquitectura, magia y calles empedradas… sí, calles empedradas, esto puede no sorprenderte si cuentas con una carriola todo terreno, déjame decirte que aunque este tipo de carriola son muy practicas, no lo son para ciudades con estas caracteristicas, además la idea es pasar un momento agradable en familia, y viajar con una carriola podría convertirse en algo un poco tormentoso.

Las calles de San Miguel son muy angostas, incluso no puedes caminar cómodamente con tu pareja de la mano, pues tienen que ir uno delante del otro, todas las calles son empedradas y la mayoría están en subidas pronunciadas, te aseguro que después de unas horas lo único que querrás es tirar la carriola y sentarte a tomar un vaso de agua bien fría. Sin duda la mejor opción para visitar San Miguel de Allende es con canguro, el bebe y tu irán cómodos, incluso podrá dormirse mientras tu continuas con el paseo.

Guanajuato

Definitivamente usar carriola en Guanajuato podría ser toda una pesadilla si piensas visitar el centro de la ciudad… Tiene muchos desniveles, túneles subterráneos donde la visibilidad no es muy buena y las banquetas no son de lo mejor, la mayoría de sus calles son muy pequeñitas y empedradas, también tendrás que subir y bajar varios escalones a lo largo de tu recorrido, es mucho mejor viajar con el canguro, disfrutarás del paseo y tu baby estará muy cómodo y seguro en tus brazos.

Hidalgo

Hidalgo, cuna de la independencia de México, rico en historia y cultura.

Al ser una ciudad que conserva su historia podrás encontrar algunas calles empedradas de difícil acceso para la carriola, las calles pavimentadas abundan así que podrías usarla sin ningún problema aunque yo te sugiero que utilices el canguro ya que en la mayoría de los museos no te dejan pasar con ella debido a la cantidad de escaleras y difícil acceso para desplazarse libremente. Hidalgo cuenta con una gran cantidad de balnearios, museos, grutas y diferentes actividades para realizar deportes extremos, por esto te recomiendo llevar canguro y mucha actitud para caminar y disfrutar de todo lo que Hidalgo tiene para ofrecer.

Tepoztlán

Pueblo mágico y místico con calles pequeñas y banquetas angostas, empedrado y con suelo desnivelado.

El tepozteco es una de las paradas obligadas si visitas Tepoztlán Morelos, llegar a la sima donde se encuentra la pirámide requiere de una ardua caminata por un camino boscoso. El mercado de Tepoztlán es otro de los lugares que debes visitar para disfrutar de su delicia gastronómica, el acceso con carriola es casi imposible, los puestos están muy juntos y el espacio para caminar es muy angosto. Amatlan se encuentra a unos 15 minutos de Tepoztlán y el acceso es aun más complicado que Tepoztlán, el sitio cuenta con diferentes hoteles, restaurantes y centros de relajación así que el canguro será de gran ayuda.

Taxco

Ubicado al norte de Guerrero, es una de las ciudades coloniales más bonitas de México. Sus calles empedradas y empinadas te provocaran recorrerlas a pie.

El canguro será de mucha ayuda en tu viaje.

Las ciudades grandes como Monterrey, Guadalajara, Querétaro, entre otras, que cuentan con plazas y centros comerciales, son ideales para visitar con carriola, pues además de servir de transporte las puedes usar para cargar algunas de tus compras. Si visitarás los centros históricos de estas ciudades, te recomiendo dejar la carriola y usar el canguro pues en su gran mayoría las calles son empedradas y angostas, recuerda que los centros conservan el toque colonial e histórico.

Paulina Martínez

Leave Your Reply